BellTorneo Federal

Central Entrerriano puso a Bell contra las cuerdas

Le ganó 106-88 y se puso 2-0 en la serie.

El Rojinegro tuvo otro estupendo rendimiento ofensivo, lastimó con una notable noche en triples (21/35), para ganar 106-88 y colocarse 2-0.

Tal como pasó en el primer partido, Central tuvo un gran arranque, lastimando con Forastieri desde afuera y la potencia de Bernasconi adentro, ante un Bell llamativamente errático y muy preocupado en protestar, casi siempre con razón, algunos fallos arbitrales.

Central se puso 12-2 en un tremendo comienzo, pero se fue desinflando, cayó la intensidad defensiva, en ataque mermó la claridad inicial, perdiendo varios balones y dejando crecer a su rival, que en cuanto pudo acomodar sus ofensivas, metió un tremendo parcial 22-4 en el segundo tramo del cuarto inicial. Con Faure jugando hundido sobre la pintura, un buen ingreso de Machuca y un par de conversiones de Iglesias, los cordobeses pasaron a dominar a un apático Central, que vio como su rival se acomodó mejor en el juego y no tuvo reacción. El envión y un mejor cierre, con triple de Machuca sobre el cierre del primer cuarto, dejaron arriba a Bell 24-16 cuando se fueron a descansar.

Central necesitaba reaccionar y tuvo un comienzo frenético en el segundo parcial. De la mano de Forastieri y totalmente encendido en ofensiva (parcial 15-1), el Rojinegro enseguida se acomodó, pasó al frente y mandó un mensaje a su rival. Ya Bell no jugó con la misma claridad del cierre del cuarto anterior, las ofensivas tuvieron mayores complicaciones y en defensa se le hizo difícil poder controlar el mejor rendimiento de Central, que con Bernasconi y Ledesma dañando en la pintura y un gran reingreso al partido de Fernández en la conducción, pasó a dominar el partido.

Ofensivamente se vio el Central de otros partidos, prolijo, pasando bien la pelota y metiendo 8 triples en el segundo cuarto, para tomar una considerable ventaja ante un equipo que volvió a mostrarse “protestón” y no tuvo la misma intensidad, llegando al cierre del cuarto con Central al frente 52-41.

En el tercer capítulo se mantuvo la tónica del segundo. Central nunca se apartó de su libreto, encontró espacios, lastimó desde afuera y también adentro, encaminando el partido. Con una notable conducción de Fernández, con Forastieri picante en ofensiva y un tremendo momento de Lorenzo Capponi, que lastimó a distancia, el Rojinegro estiró diferencias ante un rival que sintió la enorme eficacia ofensiva de Central. Los cordobeses solamente pudieron producir con algún intento de Faure y Cerone ganando cerca de la pintura, pero sufrieron los pocos minutos en cancha de Falistocco, que se cargó prematuramente de faltas y estuvo poco en cancha, tampoco Borioni fue solución y Machuca junto a De Miguel recibieron buena defensa y no pudieron desnivelar como saben hacerlo. 

Central llegó a sacar 20 puntos y pasó a controlar el partido, con un triple de Capponi cerró arriba 80-58 el tercer parcial y entró holgado en la cifra y claro en el trámite al cuarto final.

El último segmento mostró un tremendo Capponi, que clavó tres bombazos, bien acompañado por Ledesma, que batalló y dominó la pintura, más la clara conducción de Fernández y la mano caliente del capitán Forastieri. Armas suficientes para quebrar a su rival y llegar sin oposición al cierre del partido, sabiéndose superior y cerrando el partido a toda orquesta, con la gente cantando y alentando sin parar, también ilusionada con ver al equipo en otra final.

Informe: Prensa Central.

Foto: Joaquín García (Diario El Día).

Síntesis

Botón volver arriba

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios